Pese a que se acerca un nuevo Día Internacional de la Mujer y en un clima en donde la diversidad e integración han aumentado en las empresas, solo el 9% de las gerencias generales son ocupadas por el sexo femenino. Sin embargo, hay acciones que permiten comenzar a revertir este panorama.

Networker.cl

 Las mujeres ejecutivas deben enfrentar múltiples desafíos para poder desarrollarse en el mundo laboral y alcanzar el éxito profesional. Sin embargo, muchas veces los principales retos a vencer no vienen del exterior, sino del funcionamiento interno de las organizaciones.

Actualmente en Chile, según de la consultora Mercer, apenas 9% de las gerencias generales son ocupadas por mujeres y ganan un 27% menos que los hombres. Una forma de cambiar estas cifras es mejorar las redes de contacto al interior de las empresas.

Carolina Salinas, líder de Women’s Network Group de CBRE (Red de Mujeres), estima que para las mujeres es difícil generar redes porque las instancias son más limitadas. “Los hombres tienen instancias más comunes como las ligas de fútbol para compartir un espacio de recreación fuera de la oficina y crear lazos entre distintos colaboradores de la organización” explica la ejecutiva.

CBRE, empresa internacional dedicada al mundo inmobiliario, creó esta Red de Mujeres el año 2000 y hoy cuenta con más de 3.500 miembros de todos los niveles de la organización y en cada línea del negocio. La misión del grupo es promover el éxito de la mujer y se rige por cuatro principios clave: crecimiento, conexión, orientación y advocacy.

Carolina, en su rol de líder declara que el empoderamiento positivo de las mujeres es clave para su desarrollo profesional, y teniendo eso en cuenta, entrega los siguientes consejos para que ellas mismas puedan aplicarlo en su ambiente laboral.

Tips.

  1. Asegúrate que las ideas de las mujeres sean escuchadas:Alienta a tus compañeras para que compartan sus ideas, sin que sean interrumpidas. Si eso ocurre intervén para que pueda terminar. Las reuniones más efectivas son las que todos escuchan con respeto al resto.
  1. Da el beneficio de la duda:Cuando escuches que a una mujer le dicen “mandona” o “histérica”, solicita un ejemplo específico de lo que hizo la mujer y luego pregunta: “¿Tendrías la misma reacción si un hombre hiciera lo mismo?” En muchos casos la respuesta será un rotundo no.
  1. Celebra los logros de las mujeres:Busca oportunidades para celebrar los logros de las mujeres y enfatizar su aporte en los proyectos colectivos.
  1. Anima a las mujeres a ir por más:Busca oportunidades para aumentar la confianza de otras mujeres. Si una compañera de trabajo le dice que no está lista para un nuevo proyecto o posición, recuérdale lo que ya ha logrado y que siempre puede ir por más.
  1. Proporciona las instancias de desarrollo: Busca oportunidades para ayudarles a aprender y crecer en su entorno.
  2. Se mentora de otras mujeres:  Destina tiempo y la energía para guiar a otras mujeres. Si está al comienzo de su carrera, no subestimes el valor de su aporte, es posible que hayas pasado por lo que está experimentando y puedas apoyarla de alguna manera.

 

 

 

 

 

Share.