¿Cómo encontrar, conocer y satisfacer a tu futuro cliente?

Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr +

Para que tu negocio funcione no basta con que tu idea sea buena. Para que tu negocio funcione necesitas encontrar a tu cliente, conocerlo y saber cómo satisfacerlo. Esos son algunos de los verdaderos desafíos a la hora de emprender.

No hay pieza más importante, en un emprendimiento, que el cliente. Sin embargo, muchos emprendedores caen en el error de sobreponer su nueva idea, por sobre quien la recibirá. ¿Sirve de algo una mega novedosa y despampanante idea si no existe un público que decida consumirla?. No y no hay excusas.

Por lo mismo es que lo primero que debes pensar, si decides emprender, es en las necesidades del mercado. No puedes crear un negocio al revés. Es contraproducente y mucho más agotador, tener una buena idea y luego buscar a quien dirigirla. Hoy en día la clave es investigar sobre las necesidades del mercado y, en base a ellas, crear tu emprendimiento.

Luego de ello, debes tener claro que tu cliente no es todo el mundo. Tampoco lo es el que tenga los recursos para pagarte. Tu cliente debes definirlo minuciosamente, especialmente si decides ser un negocio especializado. Tu cliente debes dibujarlo en tu mente con la finalidad de crear tus productos y servicios para satisfacer sus necesidades y las de nadie más. Tu cliente debe ser especial y único y él así debe sentirlo.

Otro punto importante a evaluar es enterarte de las motivaciones de tu cliente. Ellos no compran únicamente productos y servicios porque sí. Compran por una necesidad, una motivación o por la búsqueda de alguna sensación en especial. Si un cliente decide comprar, por ejemplo una alarma para su casa, la motivación para hacerlo va mucho más allá que esa simple compra. Ese cliente busca, comprará y quiere conseguir seguridad, tranquilidad y protección.

Contar con esa información no sólo te ayudará a diversificar mejor tus servicios y productos, sino que también te permitirá hablarle a las motivaciones de ese cliente y no a su billetera.

Paralelamente debes aprender a comunicarte con tu cliente. No basta con centrarse en las características de lo que ofreces. Lo esencial es destacar los beneficios y resultados. Lo esencial es llegar a las emociones y a conocer en detalle la necesidad de tu cliente, para así trabajar constantemente en su satisfacción.

A la vez conocer al cliente que necesitas te hará más fácil el trabajo de cómo llegar a él. Podrás segmentar mucho mejor tus campañas de publicidad online y tu estrategia de marketing será mucho más efectiva, ya que tendrás el objetivo de mercado claro para luego medir su impacto.

Share.