¿Desde cuándo me conviene convertirme en una empresa?

Google+ Pinterest LinkedIn Tumblr +

por Grupo Asesor

Para saber cuándo es conveniente convertirme en una empresa, primero debemos conocer qué es una empresa. Debemos entenderla como una entidad distinta a su dueño, es decir, tiene su propio nombre, RUT, domicilio y adquiere sus propios derechos y obligaciones con terceros.

Entonces, reconocemos una empresa como una organización en la que se combinan dos elementos:

  • Recursos: que pueden ser económicos, intelectuales, tecnológicos, entre otros.
  • Trabajo: personas, maquinas o software que desarrollen alguna tarea.

Entonces, ¿desde cuándo me conviene convertirme en una empresa? La respuesta es, desde el momento en que estemos desarrollando una actividad en la que se estén combinando recursos y trabajo.

En el caso de personas que venden productos

 La mayoría comienza constituyendo una empresa y entregando inmediatamente Facturas o Boletas de Venta a sus clientes y eso es lo correcto para este caso, ya que desde el inicio la venta de estos productos involucrará recursos y trabajo. (Recursos económicos para comprar las materias primas o productos que serán vendidos y trabajo para producir los bienes o efectuar las ventas y entregas a los clientes).

 En el caso de personas que prestan servicios

 La mayoría de ellas comienza trabajando de manera independiente sin convertirse en empresa y sólo  entregando Boletas de Honorarios a sus clientes. Eso es lo correcto para este caso, ya que inicialmente estos servicios consisten mayoritariamente sólo en trabajo (sólo se están vendiendo horas de trabajo de una persona que desarrolla una tarea).

Ahora bien, siguiendo con el caso de personas que prestan servicios, cuando voy a invertir en crear una marca, en arrendar una oficina o en contratar personal, voy a estar agregando recursos a mi trabajo, por lo tanto desde ese momento me conviene convertirme en empresa.

Ahora, ¿por qué me conviene convertirme en empresa? Desde nuestro punto de vista, principalmente por un tema legal y tributario.

 En el caso de personas que venden productos

Es una obligación legal emitir Facturas o Boletas en sus Ventas para cobrar IVA al cliente; por lo tanto, como constituirse como empresa es un requisito para poder emitir Facturas o Boletas de Ventas, hacerlo se hace también obligatorio legalmente.

En este caso lo más conveniente será constituir la empresa antes de comprar las materias primas o productos que serán vendidos, ya que de esa forma podremos descontar el IVA que pagamos a nuestros proveedores.

 En el caso de personas que prestan servicios

No es una obligación legal emitir Facturas o Boletas en sus Ventas, ya que en los servicios mayoritariamente no se debe cobrar IVA al cliente, por lo tanto, no es una obligación legal constituirse como empresa.

Sin embargo, en este caso, que no sea obligatorio no significa que no sea conveniente. Por ejemplo, cuando como prestador de servicios comienzo invertir en crear una marca, en arrendar una oficina o en contratar personal (es decir, empiezo a sumar recursos a lo que antes era sólo mi trabajo). Al ser empresa todos esos gastos los puedo rebajar de mis ingresos y generar un ahorro de impuestos (ya que pago impuestos sólo por mi ganancia y no por el total de mis ingresos).

Finalmente, ¿Hay alguna otra razón que me obligue a convertirme en empresa? En la práctica existe una razón que también nos obliga a convertirnos en empresa, esto es, cuando nos asociamos con otra persona para desarrollar un negocio.

Cuando nos asociamos, la práctica misma del negocio nos obliga a convertirnos en empresa ya que, por ejemplo, para cobrar a un cliente no sería práctico estar cada uno emitiendo una boleta de honorarios al cliente por el 50% del monto a pago.

Ahora bien, es importante dejar en claro también que para convertirse en empresa no necesariamente debe existir un asociado, como veremos más adelante, hoy existen también las empresas unipersonales, en las que una sola persona puede crear y administrar una empresa.

Próximamente revisaremos los tipos de empresas que existen y cuál es la que más conviene para cada caso.

Share.